EDUCACIÓN… tema relegado

por Enrique García y García
15 mayo, 2021

EDUCACIÓN… tema relegado

 

Los dimes y diretes de los candidatos ocupan una buena parte de los espacios noticiosos y cansan por igual a electores, partidos, y hasta a los mismos pretendientes de un puesto. La guerra de acusaciones ha llegado a un nivel nunca antes visto en donde el Presidente de la República interviene ilegalmente sin el menor pudor ético, para respaldar a sus correligionarios con la promoción de su quehacer. Como en toda guerra, dice el refrán, todo se vale, y hoy no es la excepción.

 

En este marasmo de acusaciones es harto difícil encontrar algún planteamiento razonado por parte de algún contendiente siendo que hay temas que requieren atención inmediata por sus repercusiones sociales, económicas e incluso políticas. Pero no, nada les despeja el entendimiento para proponer algo substancioso que hiciera inclinar la balanza para conseguir el voto.

 

Durante la época de pandemia que estamos viviendo, todos los actores tratan de adaptarse a la situación sanitaria preventiva que obliga el distanciamiento físico. Hay algunos sectores que han sido más afectados y son en los que el contacto físico es primordial, como es la actividad turística y alimentaria. Otros, como el comercio y el sector educativo, han tenido que incorporar herramientas cibernéticas para continuar su desempeño virtualmente.

 

Las ventas por catálogo han proliferado, y la actividad académica con todo lo que ello significa, se ha adaptado para la impartición de cursos, conferencias y seminarios, con el auxilio de video conferencias y reuniones en “zoom”. Es obvio que aún no se tienen elementos para evaluar la efectividad de estas acciones, pero seguramente irá mejorando por el aprendizaje de “educadores y educandos”, por encuadrar así las tareas que implican acciones recíprocas.

 

Es una vergüenza que en las campañas electorales el aspecto educativo sea un tema relegado y únicamente sale a relucir cuando se trata de conseguir los votos de los maestros, y para ello se valen de la vacunación como moneda de cambio. No se vislumbra que alguno tome la educación como bandera. Deplorable. Dada la situación, es menester que la sociedad civil asuma su protagónico papel que nunca debería ignorar. Todos, y más en estos momentos, estamos obligados a tomar las riendas de la educación de nuestros hijos.

 

 

Ánimo maestros de casa sí se puede y vaya que lo han demostrado en estos tiempos. Ha quedado claro que los papás y mamás han acompañado más que nunca la tarea docente que se hacía mayormente en la escuela. Es indudable que ahora conocen mejor a sus hijos, ha habido más cercanía y ha habido una enseñanza que se ha dado sin pensarlo, y dos ellas están relacionadas con dos valores éticos llamados perseverancia y solidaridad.

Si mucho es pedir que los pretendientes a representarnos propongan algo relacionado con la educación, un sueño sería que hablaran de una revisión a profundidad las bases morales que la sustentan, de los programas académicos y deportivos.

La tarea educativa es de TODOS y no sólo del gobierno. Preparemos a la nueva generación de mexicanos; ya nacieron y esperan una guía. “Educad a los niños y no será necesario castigar a los hombres” decía el maestro Pitágoras en el s IV a.c. Pocas frases han perdurado como ésa.

Feliz día del Maestro, pero especialmente para ti mamá o papá, que te has esforzado diariamente por EDUCAR a tus hijos en estas épocas tan difíciles. Que la EDUCACIÓN no sea un tema relegado.

 

 

 

15 de mayo de 2021

Día del Maestro